A fin de evitar una competencia desleal y con el objetivo de impedir que los radiodifusores que operan de manera ilegal afecten las señales formales, el Ministerio de Transportes y Comunicaciones (MTC) dio un nuevo golpe a las radios piratas, en esta oportunidad en las ciudades de Ica y Puno.

A través de la Dirección General de Fiscalizaciones y Sanciones en Comunicaciones (DGFSC), se intervino dos empresas que brindaban el servicio de taxi, para lo cual usaban frecuencias no autorizadas por el MTC para sus comunicaciones en la ciudad de Ica. Transmitían bajo la denominación de “Taxi Exclusivo” y “Taxi Card”, en la urbanización Saraja y Angostura, respectivamente.

En ambos casos se detuvo a los propietarios de los inmuebles y se incautó un transceptor y una fuente de poder, con lo que estos “piratas” cometían el presunto delito de hurto agravado del espectro radioeléctrico, vulneraban los derechos de autor, incumplían la normativa vigente y evadían el pago de tributos.

“Estamos reforzando la lucha frontal contra la piratería radial e intensificando acciones para frenar esta actividad no solo en Lima, sino en distintas regiones. El espectro radioeléctrico es un bien escaso que corresponde a todos los peruanos y no podemos hacer mal uso de éste”, enfatizó el director general de Fiscalizaciones y Sanciones en Comunicaciones, Miguel Ontiveros Dueñas.

Incautación en Puno

De acuerdo a las directivas del MTC, los operativos son constantes al interior del país, por lo que otro equipo de la DGFSC intervino “Radio Maya”, que operaba de manera ilegal en la frecuencia 96.5 MHz, en la ciudad de Puno.

En un inmueble de material noble, ubicado en el cerro Llallahuani, se incautaron los equipos que eran usados para la transmisión sin autorización del MTC. Además, se encontró a una persona en el lugar, quien quedó a disposición de la Policía Nacional del Perú.

En ambos casos, el hecho tipifica como delito de hurto agravado del espectro radioeléctrico, previsto en el Código Penal y sancionado con pena privativa de la libertad de hasta seis años. Asimismo, la prestación ilegal del servicio de radiodifusión constituye infracción administrativa tipificada como Muy Grave y se sanciona con una multa que va desde los S/ 132 440 hasta los S/ 220 000.

Además, la contratación de espacios para la transmisión de mensajes publicitarios e institucionales, a través de estaciones de radiodifusión ilegal, constituye infracción administrativa tipificada como Grave, sancionada con una multa que va desde los S/. 44 440 hasta los S/ 132 000.